27.6 C
Monterrey
martes, febrero 20, 2024

José Hernández Figueroa, 42 años de Pasión por la Relojería.

En la concurrida zona metropolitana de Monterrey, entre las calles José Garibaldi y 15 de Mayo, se encuentra el modesto taller del experimentado relojero José Hernández Figueroa. Este rincón, con no más de 2 metros de espacio, es un punto reconocido en la localidad por su arduo trabajo y dedicación. A sus 69 años de edad, José cuenta con una trayectoria de más de 42 años en el apasionante mundo de la relojería.

José Hernández Figueroa comenzó su travesía en el oficio en la Ciudad de México, donde aprendió las complejidades de la relojería. Sin embargo, su deseo de progresar y recibir una remuneración justa, pues únicamente lo remuneraban con 60 pesos a la semana, fue lo que lo impulsó a emprender por su cuenta. Tras una travesía llena de esfuerzo y dedicación, José estableció su taller mecánico en Ciudad Satélite, consolidando su negocio en el rubro.

Con el tiempo, con sólo 35 pesos en el bolsillo y la frente en alto se fue a la ciudad regiomontana de Monterrey, una ciudad desconocida para él en sus inicios, pero que ahora considera su hogar. En su conversación con Soy, José enfatizó la importancia de la integridad en su persona y en el oficio: «Este es un negocio donde puedes engañar a la gente, la gente no sabe. Uno hace las cosas bien derechitas para que todo te salga bien».

Con más de 2000 relojes en su posesión, resguardados con cuidado en su hogar, José Hernández Figueroa personifica la pasión y dedicación de un verdadero artesano relojero. Trabaja incansablemente durante todo el año, siempre dispuesto a ofrecer su experiencia y habilidades para mantener el tiempo en marcha para todos aquellos que acuden a él en busca de sus servicios.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Articulos Relacionados